LA POESÍA COMO CELEBRACIÓN DE LA VIDA

LA POESÍA COMO CELEBRACIÓN DE LA VIDA

publicado en: Blog | 0

La poesía y el mar, sexta charla virtual, el  30 de mayo de 2020. Textos y poemas leídos durante el encuentro.

FELIX DE AZUA en el prólogo a la edición de Poemas de Hölderlin (Pengüin clásicos), se pregunta de qué hablan los poetas, y responde: “Yo diría que la gran poesía es siempre un homenaje y que si el poema no es un canto, entonces no pertenece a la gran poesía”. Una celebración de “la fuerza ignota e incomprensible que generación tras generación va llenando la tierra de seres vivos”. “Todo gran poema es un canto y un homenaje a la fuerza inasible y atemporal del bios que cada año renueva la vida en la tierra”.

“Puede parecer que el canto y el homenaje en algún momento o lugar se hacen imposibles. Abrumados por la actualidad podemos dar en pensar que el canto y el homenaje hoy en día, por ejemplo, serían ridículos, incluso ofensivos. Eso creyó Th. W. Adorno cuando afirmó que, después de Auschwitz, escribir poesía era una indecencia”, pero “la poesía no depende de las condiciones materiales sino de la percepción y la lucidez con la que contemplemos nuestras relaciones con la vida en la tierra y nuestro lugar en un cosmos del que somos conciencia, verbo y logos.  Un poeta torturado por un cuerpo contrahecho, recluido en una celda y apartado del mundo a causa de su inmensa desdicha, el gran Leopardi, no por eso dejó de cantar a las estrellas de la Osa Mayor, cuyo fulgor orientó uno de los más grandes poemas de la lengua italiana”.

***

la tempestad (fragmentos)

CALIBAN

You taught me language; and my profit on’t
Is, I know how to curse. The red plague rid you
For learning me your language!

(Me has enseñado el uso de la palabra, y lo que aproveché de ella es que puedo maldecirte. ¡Así te hiera la peste roja por haberme enseñado tu aborrecible lenguaje!)

**

Mar como sepultura I:

ARIEL sings

Full fathom five thy father lies;
Of his bones are coral made;
Those are pearls that were his eyes:
Nothing of him that doth fade
But doth suffer a sea-change
Into something rich and strange.
Sea-nymphs hourly ring his knell

Burthen Ding-dong

(Cinco brazas de agua cubren a tu padre, de sus blancos huesos nace ya el coral, y crían dos perlas sus vacíos ojos; todo en él se cambia, torna en maravilla. Solemnes campanas tañen las ondinas. Ding dong).

**

Música celestial I;

CALIBAN

Be not afeard; the isle is full of noises,
Sounds and sweet airs, that give delight and hurt not.
Sometimes a thousand twangling instruments
Will hum about mine ears, and sometime voices
That, if I then had waked after long sleep,
Will make me sleep again: and then, in dreaming,
The clouds methought would open and show riches
Ready to drop upon me that, when I waked,
I cried to dream again.

(No temas. La isla está llena de rumores, de sonidos y de dulces armonías que delectan sin hacer mal alguno. A veces mil instrumentos sonoros susurran en mis oídos o bien son voces que, aunque despierte de un largo sueño, me arrullan nuevamente; y entonces, en mi sueño, paréceme ver entreabrirse las nubes, y mostrar a mi vista sus riquezas prontas a llover sobre mí; de manera que al despertarme lloro porque quisiera soñar otra vez).

**

Viajeros sabios:

ANTONIO

I’ll believe both;
And what does else want credit, come to me,
And I’ll be sworn ‘tis true: travellers ne’er did
lie,
Though fools at home condemn ‘em.

(Ambas cosas creeré; cuando sepáis de algo increíble, venid a mí y juraré que es cierto. Jamás mintieron los viajeros, aunque en su país los desmientan los imbéciles).

**

Música celestial, III. Discurso sin palabras:

ALONSO

I cannot too much muse
Such shapes, such gesture and such sound, expressing,
Although they want the use of tongue, a kind
Of excellent dumb discourse.

(No puedo dejar de pensar en esos seres extraños, en su aspecto, sus gestos y sus sonidos que formaban, aún sin el uso de la palabra, una especie de mudo discurso excelente).

**

Mar como sepultura II
ALONSO

O, it is monstrous, monstrous:
Methought the billows spoke and told me of it;
The winds did sing it to me, and the thunder,
That deep and dreadful organ-pipe, pronounced
The name of Prosper: it did bass my trespass.
Therefore my son i’ the ooze is bedded, and
I’ll seek him deeper than e’er plummet sounded
And with him there lie mudded.

(Oh, es monstruoso, monstruoso! Me pareció que las olas hablaban reprochándome mi crimen. Silbaban los vientos en mis oídos; el trueno, este profundo y terrible órgano, pronunciaba el nombre de Próspero, y con voz de bajo me hablaba de mi crimen. Así pues, mi hijo está enterrado en el fango del mar. Iré a buscarle más allá de lo que nunca penetró la sonda, y con él me sepultaré en el fango).

**

Felicidad del espíritu libre:

ARIEL sings and helps to attire him

Where the bee sucks. there suck I:
In a cowslip’s bell I lie;
There I couch when owls do cry.
On the bat’s back I do fly
After summer merrily.
Merrily, merrily shall I live now
Under the blossom that hangs on the bough.

(Chupo flores cual la abeja, duermo en el cáliz del lirio cuando chilla el triste búho. Vuelo en alas del murciélago siguiendo al verano alegre. Alegremente, alegremente viviré, bajo las flores en cascadas purpurinas).

(William Shakespeare)

cho en el inglés, que tiene algunos tramos horribles. Por ejemplo los versos:

But doth suffer a sea-change
Into something rich and strange.

La traducción: todo en él se cambia, torna en maravilla.
Me gustaría más: Pero sufre un cambio marino/En algo rico y extraño. O mejor: Pero el mar lo cambia/en algo rico y extraño.

No entiendo cómo el traductor pone “torna en maravilla” y saca “algo rico y extraño”.

Durante la charla, Andrea Schon aportó en vivo sus propias versiones que se me ocurre mejoraron mucho ésta. Si ella y otros conocedores de la lengua inglesa quieren aportar sus versiones, muy bienvenidos!

***

CORRIENDO POR TU VIDA:

(Fragmento del poema comunitario para Ahmaud Arbery, víctima del racismo)

¿Cuál es el color del aire?

¿Quién posee el derecho a respirar?

¿Por qué tenemos tanto miedo el uno del otro?

¿Cuándo vendrán por el hombre de color que conozco y amo?

¿Hay justicia para todos en la tierra de la libertad?

¿O sólo para aquellos que son blancos como yo?

…Mi corazón se enfurece pensando en otra madre que pierde a su hijo por la ceguera

Por la ofuscación

Por las lágrimas no suficientes para mojar las tumbas

De tantos perdidos a causa de la locura

Una niñera negra que cuida niños blancos

Un profesor negro abriendo su propia puerta

Una mujer joven negra durmiendo en el salón de su colegio

Un adolescente negro tocando a una puerta para pedir direcciones

Sus primeras palabras: no tengas mied

Un muchacho negro haciendo jogging por la mañana.

Hay una diferencia esencial entre correr y correr para salvarse.

***

CORRIENDO POR TU VIDA

What is the color of air?
Who owns the right to breathe?
Why are we so afraid of each other?
When will they come for the brown men I know and love?
Is there justice for all In the land of the free?
Or only those who are
White like me?

…My heart rages for another mother’s loss of her son
for the blindness

for the cover up
for the tears not enough to wet the graves

of so many lost for the sake of insanity:

a black babysitter caring for white children
a black professor opening his own front door
a young black woman sleeping in her own college lounge
a black teen knocking on a door to ask directions

his first words: Don’t Be Afraid
a black boy jogging in the morning

There is an essential difference between running

and running for your life.

(Leído por Lorella desde Oregon, EEUU)

***

LUNA

Abrí los ojos y me encontré

cara a cara con la luna.

Había dado vueltas

hasta colocarse ahí, en la ventana,

con risa blanca y carnal.

 

La luna de siempre.

Pensé en los primeros versos

de todos los mundos.

Pasarán y la luna

seguirá ahí, con sugestiones silenciosas

aludiendo al hueso,

al azúcar, a los  sueños,

a una gravidez sagrada,

 

Iba a cerrar la ventana

para recuperar el sueño.

Al tiempo solo quedaba un resplandor

que marcaba el silencio

de bajo continuo, de mar tranquilo.

Recorrí pensamientos

que no fijaban sus patas

en tierra alguna,

cara a cara con la luna

de siempre.

Y ganas de no irme nunca

de este temblor.

(Rafael Flores Montenegro)

**

SENSACIONES CONJETURALES

Ayer sentí que podía estar preparándose

una metamorfosis.

Estaba cabeza abajo, con la vertical de mi cuerpo invertida.

La gente caminaba por el techo del mundo.

¿Pisaban estrellas?

¿Jugaban al balcón con la luna?

Demasiado sencillo.

 

¿Qué significa ser de aquí, de allá,

si el mundo es redondo?

Una diferencia en el trato

a vida o muerte

¡y triunfa el malentendido!

 

Camino y sé que anduve muchos años hasta aquí

para escuchar al fin sonidos familiares,

pájaros en el aire y el mismo terror

ante los ruidos infames.

La posible ceremonia de la destrucción

que de tarde en tarde se instala.

 

La metamorfosis quizá se esté realizando

en otro sitio. Y un día nos llegue

como invasión dulce y benéfica.

Y de nada sirva velar armas,

acechar en la sombra de los otros.

Y la guerra sea, al fin, el mal sueño

de un mundo abandonado.

(Rafael Flores Montenegro)

***

SONETO CCXXXV

Ay, que me lleva Amor donde no quiero,
cruza fronteras que el deber me marca,

que a la que es de mi corazón monarca,
más importuno soy que lo que debo.

Jamás guardó de escollo el marinero
nave cargada con más preciosa arca,
cuanto he guardado yo mi débil barca
de la embestida de su orgullo fiero.

Pero lluvia de llanto y fuerte viento
de suspiros sin fin arrástranla ahora,
en mi mar de noche y crudo invierno,

donde tedio a ella, y a sí tormentos
lleva, y no más, vencida de las olas,
desarmada, sin velas ni gobierno.

(Francesco Petrarca)

La versión original:

Lasso, Amor mi trasporta ov’io non voglio

Lasso, Amor mi trasporta ov’io non voglio,
et ben m’accorgo che ‘l dever si varcha,
onde, a chi nel mio cor siede monarcha,
sono importuno assai piú ch’i’ non soglio;

né mai saggio nocchier guardò da scoglio
nave di merci precïose carcha,
quant’io sempre la debile mia barcha
da le percosse del suo duro orgoglio.

Ma lagrimosa pioggia et fieri vènti
d’infiniti sospiri or l’ànno spinta,
ch’è nel mio mare horribil notte et verno,

ov’altrui noie, a sé doglie et tormenti
porta, et non altro, già da l’onde vinta,
disarmata di vele et di governo.

**

AVERGONZADO BAJO HASTA LA ORILLA

a mojarme los pies desnudos

gastados por la espuma de los días

como las piedras y los caracoles.

 

Me rodean bichos muertos

y un pequeño escorpión agonizante

donde el mar ha dejado sus venenos,

Dejo mis huellas

y espero con mis ojos

a que las borre el agua.

**

EN SU CUNA SE MECE EL POETA

sin salario fijo pero canta

algo al lado de unos grillos

entre gotas que caen al pasto.

 

No está bajo presión salvo

que se tejen explosiones suaves

adentro de sus venas agitadas.

 

Entonces siente unos trinos, lejos,

que traduce en palabras ajenas

y se tapa los oídos para dormir.

**

Envergonhado desço à praia

molhar meus pés nus

desgastados pela espuma dos dias

como as pedras e os caracóis.

 

Bichos mortos me cercam

e um pequeno escorpião agonizante

onde o mar deixou seus venenos.

 

Deixo as minhas pegadas

e espero com meus olhos

para serem apagadas pelas águas.

**

No seu berço, o poeta balança

sem salário fixo, mas canta

alguma coisa ao lado de uns grilos

entre gotas que caem na grama.

 

Não está sob pressão, salvo

que se tecem explosões suaves

dentro de suas veias agitadas.

 

Então sente um trinado, longe,

que se traduz em palavras alheias

e cobre seus ouvidos para dormir.

(Dos poemas de mi libro Rosas del Desierto, versiones en portugués de Alice Barthelemy)

***

POETA

Un hombre que camina por el campo

y ve extendido entre dos troncos verdes

un hilillo de araña blanquecino

balanceándose un poco al aire leve.

 

Y levanta el bastón para romperlo

y ya lo va a romper, y se detiene.

(Baldomero Fernández Moreno)

**

TU PALABRA Y EL FUEGO

A ti te amo

en el amanecer celular

de una hoja de invierno.

Es tan puro este amor

que no puedo callar

más el secreto.

Amo la prisión de tu abrazo

y tu talento.

Mírame

soy la Keiko de Mishima

tu bello resplandor.

Amor tu muelle arillo de sedal

que conduce la brisa de mi océano

tu blanda y húmeda frescura y tu sabor melar

y tu aroma naranjo agua de riego.

Amo la callejuela que trazamos

techumbre de mazorcas y maderos

la casita y tus cuentos

tu palabra y el fuego.

(Bonnie Favelis, 1987)

***

ABOLENGO

Mi prosapia

es la de un puerto perdido.

 

Mis ancestros

son fantasmas

de barcos cargueros.

Una estirpe sin lustre.

Ascendencia

de sudores y duelos:

de ellos vengo;

de un linaje

de pequeños sueños,

de una historia de océano

y pan plebeyo.

 

El mar es mi ascendencia

El mar, mi recurrencia.

 

¿Mi Abolengo?

Como ven,

Abolengo,

por suerte

no tengo.

(Graciela Vergel)

***

VEO EL SONIDO DEL SILENCIO EN LAS HAMACAS

La costa desde sus pies a los médanos pulidas

Las calles con autos sin apuro

Veo ojos, siento miradas

Me imagino las sonrisas, que guarda cada ceño que no frunce.

Veo el sonido de los proyectos invernales

Las valijas armadas puestas en su lugar

Los estudios virtuales y los apuntes distantes

La ilusión de deslumbrarse con paisajes envuelta entre papeles

Veo el sonido del sentir al otro

La comprensión del tamaño del mundo

La capacidad de crear los pensamientos

El hoy

Lo veo, lo siento

Como la incertidumbre

De las libertades.

(Nayla Perez)

***

TE ESCRIBO

Porque creo que las palabras sanan

Porque creo que al compartirse

Uno busca que lo miren.

Te escribo

Porque la vida es hoy

Porque en las casualidades no creo

Porque el tiempo que nos une es este efímero instante.

Te escribo

Porque quizás no se entendió

Lo que te quise decir en cada beso.

Te escribo

Porque los pensamientos vuelan

Porque quiero llegar más allá de tus sentimientos.

Te escribo

Porque te admiro en tus fortalezas

Que también son tus debilidades.

Porque en el camino

De lo perfecto, nos vemos tantas veces

Desnudos, bañados de errores.

Te escribo

Porque no me puedo olvidar tu cara

Cuando te digo lo lindo que sos

En nuestros momentos

Porque esa risa sincera

Me hace entender que necesitas que alguien te lo diga.

Te escribo

Porque me entrego a sentirte

Tus caricias me dicen todo lo que las palabras

No fueron hechas para decir.

Te escribo

Porque me deseas libertad

Aún sabiendo que estoy a un roce de tu mano.

Porque no querés hacerme lo que quieras

Así ante cada camino que elegimos.

Te escribo

porque sé que te enfrentas a las palabras

En la búsqueda de vos mismo.

Porque la ternura y el ver al otro

Te caracterizan. Y en estas Palabras quiza me puedas ver

Un poco más desnuda ante vos.

Te escribo

Porque la respuesta siempre es el amor.

Ante cada enojo, que nos creamos

Ante cada decisión que tomamos

Ante cada camino que elegimos.

(Nayla Perez)

***

QUE TAN PROFUNDO ES EL MAR

Somos nosotros, somos muchos,

nos escondemos en la noche,

por temor a los automovilistas

y a los linotipistas;

somos gatos negros,

somos pesimistas,

somos los malos pensamientos,

no tenemos para comer

¡qué tan profundo es el mar!

¡qué tan profundo es el mar!

 

Papa, tu que fuiste un gran cazador

de codornices y faisanes ,

echa fuera estas moscas

que no me dejan dormir,

que me hacen enfadar..

¡qué tan profundo es el mar!

¡qué tan profundo es el mar!

 

Es inútil,

ya no hay más trabajo,

no hay más decoro,

Dios o quien sea,

trata de dividirnos,

de hacernos daño,

de hacernos ahogar

¡qué tan profundo es el mar!

¡qué tan profundo es el mar!

 

Con la fuerza de un chantaje

el hombre volvió a ser alguien,

resuscitó hasta los muertos,

abrió prisiones,

bloqueó seis trenes con

todos sus vagones,

levantó por un ratito el pobre

hasta un papel difícil de mantener,

y luego lo dejó caer

llorando y gritando,

solo en el medio del mar

¡qué tan profundo es el mar!

 

Luego, por sí mismo, el grito

se convirtió en tambor,

y el pobre , como un relámpago

en el cielo, confiado,

comenzó una guerra

para conquistar

aquel pedacito de tierra

que su grande corazón

tuvo que cultivar

… que tan profundo es el mar!

¡que tan profundo es el mar!

 

Pero la tierra

se la quitaron,

incluso la que le quedaba encima,

y fue echado

en un palacio o en una zanja,

no me acuerdo bien:

luego, una historia de cadenas,

palizas,

y cirugía experimental…

¡qué tan profundo es el mar!

¡qué tan profundo es el mar!

 

Entonces un místico,

quizás un aviador,

inventó la conmoción

que los puso de acuerdo a todos,

los guapos y los feos,

con unas desventajas para los feos

que se vieron entregar

un pedazo de espejo

para poderse mirar

¡qué tan profundo es el mar!

¡qué tan profundo es el mar!

 

Mientras tanto los peces,

los de que todos somos descendientes,

asistían con curiosidad

al drama colectivo

de este mundo,

que sin duda a ellos

parecía malo,

y se pusieron a pensar

dentro de su grande mar…

¡qué tan profundo es el mar!

dentro de su grande mar…

¡qué tan profundo es el mar!

 

Está claro

que los pensamientos molestan,

incluso si los que piensan

son mudos como peces,

y más, son de hecho peces,

y por esta razón es difícil pararlos,

debido a que los protege el mar…

¡qué tan profundo es el mar!

 

Claro,

los que tienen el control

no están dispuestos a hacer distinciones poéticas:

el pensamiento es como el océano,

no se puede bloquear,

no se puede alambrar:

asì que están quemando el mar,

están matando al mar,

están humilliando al mar,

están doblando el mar.

(Lucio Dalla)

Com’è profondo il mare

Siamo noi, siamo in tanti

Ci nascondiamo di notte

Per paura degli automobilisti

Dei linotipisti

Siamo i gatti neri

Siamo i pessimisti

Siamo i cattivi pensieri

E non abbiamo da mangiare

Com’è profondo il mare

Com’è profondo il mare

 

Babbo, che eri un gran cacciatore

Di quaglie e di fagiani

Caccia via queste mosche

Che non mi fanno dormire

Che mi fanno arrabbiare

Com’è profondo il mare

Com’è profondo il mare

 

E’ inutile

Non c’è più lavoro

Non c’è più decoro

Dio o chi per lui

Sta cercando di dividerci

Di farci del male

Di farci annegare

Com’è profondo il mare

Com’è profondo il mare

 

Con la forza di un ricatto

L’uomo diventò qualcuno

Resuscitò anche i morti

Spalancò prigioni

Bloccò sei treni

Con relativi vagoni

Innalzò per un attimo il povero

Ad un ruolo difficile da mantenere

Poi lo lasciò cadere

A piangere e a urlare

Solo in mezzo al mare

Com’è profondo il mare

 

Poi da solo l’urlo

Diventò un tamburo

E il povero come un lampo

Nel cielo sicuro

Cominciò una guerra

Per conquistare

Quello scherzo di terra

Che il suo grande cuore

Doveva coltivare

Com’è profondo il mare

Com’è profondo il mare

 

Ma la terra

Gli fu portata via

Compresa quella rimasta addosso

Fu scaraventato

In un palazzo,in un fosso

Non ricordo bene

Poi una storia di catene

Bastonate

E chirurgia sperimentale

Com’è profondo il mare

Com’è profondo il mare

 

Intanto un mistico

Forse un’avviatore(1)

Inventò la commozione

E rimise d’accordo tutti

I belli con i brutti

Con qualche danno per i brutti

Che si videro consegnare

Un pezzo di specchio

Così da potersi guardare

Com’è profondo il mare

Com’è profondo il mare

 

Frattanto i pesci

Dai quali discendiamo tutti

Assistettero curiosi

Al dramma collettivo

Di questo mondo

Che a loro indubbiamente

Doveva sembrar cattivo

E cominciarono a pensare

Nel loro grande mare

Com’è profondo il mare

Nel loro grande mare

Com’è profondo il mare

 

E’ chiaro

Che il pensiero dà fastidio

Anche se chi pensa

E’ muto come un pesce

Anzi un pesce

E come pesce è difficile da bloccare

Perchè lo protegge il mare

Com’è profondo il mare

 

Certo

Chi comanda

Non è disposto a fare distinzioni poetiche

Il pensiero come l’oceano

Non lo puoi bloccare

Non lo puoi recintare

Così stanno bruciando il mare

Così stanno uccidendo il mare

Così stanno umiliando il mare

Così stanno piegando il mare.

(Lucio Dalla. Lectura de Doménico desde Roma)

***

CIRUELOS FLORECIDOS

En el huerto pequeño tan dulce

de intimidad que ciegan las más mínimas cosas.

Las lechugas humildes tienen algún perfume

y la tierra es amiga, moldeada y aromosa.

Los ciruelos levantan las corolas

florecidas y tiemblan de un apacible amor.

Rebalsa, así una ola

un perfume de tierra y un latido de sol.

(Pablo Neruda)

***

LA MEDULA DEL RIO

Sabe repetir la profundidad de los astros,

Donde se muerden los higos

Se muerden resonancias sin levadura,

 

Bendice su mirada infinita

Bendice al hombre que flota en la medula del rió,

Lejos

Hacia una lejanía de muerte pasajera

A un paso de distancia

De la red con espuma salvavidas,

Respiremos bajo la sombra del cetáceo

Respira con la agonía de la sombra,

La medula del río

Habla en la cima del cosmos injertado,

En la inmemorial humedad del caos

( no se ven los labios hinchados de la madre ),

bendice su orgasmo agrietado

bendice esta boca lamiendo su alma,

lejos

los muertos a media asta

flamean

hacia una lejanía de incendios

hacia un brillo arrastrado

a la melancolía del río.

(Jorge Castañeda)

***

MUERTE POR AGUA

Flebas el Fenicio, muerto hace una quincena

Olvidó el grito de las gaviotas, y el hondo mar de leva

Y las ganancias y las pérdidas.

Una corriente submarina

Recogió sus huesos en susurro. Pasó todas las etapas

De su edad y juventud mientras flotaba y se hundía

Entrando en el remolino.

Gentil o judío

Oh, tú, que giras la rueda del timón y miras a barlovento

Acuérdate de Flebas, que una vez fue bello y robusto como tú.

(Eliot: Tierra Baldía, IV)

**

DEATH BY WATER

Phlebas the Phoenician, a fortnight dead,

Forgot the cry of gulls, and the deep sea swell

And the profit and loss.

A current under sea

Picked his bones in whispers. As he rose and fell

He passed the stages of his age and youth

Entering the whirlpool.

Gentile or Jew

O you who turn the wheel and look to windward,

Consider Phlebas, who was once handsome and tall as you.

T.S. Eliot (The Waste Land)

***

ZORBA EL GRIEGO

Diálogo entre Zorba y el joven intelectual

 

–Lo que yo quiero es que me digas de dónde venimos y adónde vamos. Tantos años consumidos en la lectura de mamotretos te habrán dado el jugo de dos o tres mil kilos de papel impreso. ¿Qué sacaste de ellos en definitiva?

Había tal angustia en su voz que me sentí turbado. ¡Ah, cómo hubiera deseado darle la respuesta clara que de mí esperaba!

Yo tenía la convicción de que el punto más alto a que puede alcanzar el hombre no es el del Saber, ni el de la Virtud ni el de la Bondad, ni el de la Victoria, sino algo mucho más valioso, más heroico y desesperado; el sagrado Sentir de lo poético.

–¿No me dices nada? –preguntó con ansiedad Zorba.

Traté de que mi compañero comprendiera qué es ese Sentir que agiganta al hombre:

–Nosotros somos unos gusanillos, Zorba, unos gusanillos muy, muy pequeñitos, que nos arrastramos por una hojita de un árbol enorme. La hojita es la Tierra que habitamos. Otras hojas son las estrellas que tú ves girar durante la noche. Caminamos a lo largo de nuestra hojita y la examinamos ansiosamente. La olemos y nos huele bien o mal. La probamos y nos resulta comestible. Damos golpes en ella, y suena y clama como un ser viviente.

»–Algunos hombres, los más intrépidos, se acercan a los bordes de la hoja. Desde allí, se asoman, abren los ojos, tienden el oído hacia el caos. Los que allí llegamos sentimos hondo estremecimiento. Intuimos el medroso precipicio abierto ante nosotros, oímos de tarde en tarde el roce de las otras hojas del árbol gigantesco, advertimos que la savia sube desde las raíces profundas y que nuestro corazón se ensancha al compás de ese impulso. Asomados de tal modo al abismo, todo nuestro cuerpo, el alma toda, se nos estremecen de terror. Pues bien, a partir de entonces empieza…

Me interrumpí. Quería decir: a partir de entonces comienza la poesía; pero Zorba no lo hubiera entendido. Callé.

(Nikos Kazantzakis)

***

LOS MARES VACÍOS

Coge las redes y vamos que avecina el temporal

Hay que salir esta noche

O nos morimos sin el pan

Ya eres un hombre y conmigo

Codo a codo pescarás

Fría la luna flotando se tendió sobre la mar

Y los puños de la espuma

A la roca herían ya

 

Madre: déjalos que vayan

Pues son hijos de la mar

 

Un rayo cortó la sombra con cuchillo de cristal

El trueno estallo silbando

Contra el rostro de la mar

Altas las olas ardieron

En los rumbos de la sal

Que noche negra cruzaron con la red que busca el pan

Para que el hambre no entrara

Por la puerta del hogar.

 

Madre: déjalos que vayan;

De aclarada volverán

 

Las altas velas se abrieron sobre el pecho de la mar

El horizonte sombrío

Las cubrió de inmensidad

Pesca de plata y espuma nuestras redes cogerán

Pero la noche traiciona

Con temblor de tempestad

Y tras negros nubarrones se quebró la claridad

 

Madre: déjalos que vayan

O morimos sin el pan

 

Ellos se fueron un martes: ¿en qué martes volverán?

Tenles un cirio prendido

Para verlos al llegar

 

Nunca habrá noche más negra

Que la que les dio la mar

La tormenta está calmando

Se abre el cielo en luz boreal

Y en lo alto está brillando una estrella y otra mas

 

Madre, duerme, yo vigilo:

Está tan vacía la mar

(Patricio Manns 1965)

**

Alicia sugirió mirar los cortos Agnes Varda en una revista chilena:

https://revistabravas.jgm.uchile.cl/2020/04/04/29-peliculas-de-agnes-varda-para-ver-gratis-online-y-descargar/

Hasta el sábado!!!!!!!!!!!!!!!!!

Dejar una opinión