POEMAS ALTIPLANO (2)

POEMAS ALTIPLANO (2)

publicado en: Blog | 0

Cosmología (Machu Picchu)

De este mundo perdido la nostalgia
del hombre integrado al universo.

Eso queda: el asombro del magnífico esfuerzo
por unir la tierra y el cielo
la armonía de ser parte del todo
llave tal vez para nuestro andar errático
náufragos del cosmos. Eso:
¿la memoria de que alguna vez
fuimos, de que es posible?

**

Cusco

La paleta cargada, San Blas,
el Cristo negro de los terremotos,
el Corpus Christi sobre el Inti Raymi,
arcángeles, vírgenes y santos.

Arte para conquistar, arte para cubrir
la pasión del oro y el saqueo.
Y la gente agradecida dice Dios,
Sol, María, Miguel, Antonio, el Niño.

Los frutos de la fé
tras la tragedia y el luto
el arcángel Miguel con su arcabuz
y el diablo aplastado a su pies.

**

Uros (Titicaca)

Caricaturas de la esencia
eran los salvajes del lago
alimentados de aves y de peces
artesanos del junco y de las naves.

La lascivia del dinero
ya está en sus ojos y es triste
observar los ardides y engaños
que usan para vender.

Sobre el lago sagrado el veneno
se ha extendido sin pausa.
Hacen tres veces el mismo
chiste con la palabra caca.

**

Virgen de Copacabana

De las manos de un Yupanki
artista, católico,
nació la Virgen de ojos entornados.

El Santuario es maravilla de fé.

Virgen de todos: Capitana
de la Policia de Bolivia,
Almiranta de la Armada.

Maravilla de fe.

Mantos tejidos hasta el 2054
por las manos del pueblo:
las mismas de la Pachamama
las mismas de la Mama Colla.

**

Diario de viaje IV

Ella sentada en el trono
con su modo de hacer rápido y simple
oveja, llama, animal de montaña
admirable
como su comer de gato
para mí
que no dejo plato sin lustrar
excesivo
innecesario
enseñanza instantánea
por la puerta entornada.

**

Devociones

Fetos de llama disecados
para la fortuna en el hogar
la gruta de la Virgen de Lourdes
en la montaña de Jinchaca:
todo atado con liana de ayahuasca
que da el conocimiento y el delirio.

Santa Bernardina reza
por los surcos florecidos de quinua.

**

Túneles

Entraron al túnel de Sacsayhuaman
y salieron en el solar de Qoricancha
cincuenta años más tarde.

Sereno, bajo la llovizna,
Efraín cuenta la historia
y anuncia que después de cien años
se investiga el misterio.

Por precaución el túnel está sellado
pero entramos en otro
húmedo, estrecho,
tanteando en la oscuridad
hasta que logramos salir
y han pasado diez minutos.

**

Niños (Cusco)

Alvin y Blas tienen 13 y 11
lustrabotas clandestinos
por las calles de Cusco
perseguidos por los autorizados
y por la policía municipal.

Me dejo lustrar los borceguíes
por el mero placer de estar con ellos
escuchar sus peripecias
y abrazarlos en una foto
frente a la Plaza de Armas.

**

Niños (Cusco)

El viejo ciego del bandoneón
insiste en una melodía,
tiene el sombrero en el suelo
sin una mísera moneda.

A su lado un niño balbucea
una melodía y baila
y nos indica que la limosna
la dejemos en su mano.

Así sobrevive en la calle
y mata sin culpa
a un viejo inútil.

**

Mujeres (Copacabana)

Al final del día las mujeres extenuadas
cierran los puestos del mercado
la mayoría con los niños a cuestas
y la ayuda de las hijas mayores.

Les preguntamos por los hombres
y ellas, con el rostro endurecido, sumisas,
responden que en este pueblo
no hay trabajo para ellos.

Los que están solas se demoran
mirando en un televisor diminuto
-entre plátanos, mangos y maíces-
la última novela de la tarde.

**

Isla del Sol

Caminamos por la cima de la isla
cerca del cielo, el lago transparente abajo
es un cielo de agua profunda
con ciudades sumergidas
y los últimos secretos de los dioses.

Alrededor las montañas nos acunan
con sus brisas marrones y agudos
balidos de ovejas satisfechas
y también el majestuoso vuelo de los cóndores
que llevan las almas al paraíso.

Dos niños bellos ángeles de piedra
salen de atrás de unas rocas
nos sorprenden, sonríen y se acercan gritando
¡Hello! ¿Plata para dar?

***

Segunda y última parte de los poemas del viaje a Cusco, Copacabana y La Paz (diciembre 2009).

Dejar una opinión